ESTRATEGAS        
 
10° ANIVERSARIO DEL CLEARING DE SINIESTROS
Cleas representa el 45% de las primas de Autos
Reparar en lugar de indemnizar es la metodología que desde hace una década promueven las compañías participantes del Clearing de Siniestros. Los resultados: reduce la litigiosidad y evita fraudes. Foto: Javier Flecha, director de Operaciones de Mapfre.
A diez años de su creación, impulsada por CESVI, el Clearing de Siniestros (CLEAS) sigue contribuyendo en forma sostenida a disminuir la litigiosidad y los fraudes en las aseguradoras que lo componen, así como también a mantener el parque automotor en condiciones aceptables, ya que promueve la reparación de los vehículos chocados en lugar de indemnizar a los conductores no responsables del daño.

Hoy integran CLEAS: San Cristóbal, Mapfre, Rivadavia, La Segunda, Sancor, Zurich, Allianz, Sura, QBE Seguros La Buenos Aires y Río Uruguay.

El desafío, ahora, es tratar de incorporar a otros jugadores del mercado para darle al sistema mayor sustentabilidad, según explican desde las compañías participantes, que ya suman diez y que hoy representan un 44,38% de las primas emitidas en el ramo Automotores.

“A medida que toda la cadena de valor tenga mayor conocimiento de los beneficios del sistema se irán sumando más aseguradoras. El CLEAS les aporta a las compañías fidelización para sus asegurados y reducción de mediaciones y juicios, lo cual no sólo es un ahorro sino también una mejora del índice de satisfacción al cliente y una respuesta mucho más rápida”, precisa Marcelo Aiello, gerente General del CESVI.

El avance en la madurez del sistema, explica el ejecutivo, permitió triplicar la cantidad de tramitaciones respecto de los vehículos expuestos a riesgo en los últimos cinco años.

Javier Flecha, director de Operaciones de Mapfre, acerca su visión: “El sistema demuestra que hay una firme convicción en lograr una industria madura consciente de su rol social, con clara vocación por la transparencia, que recobra la confianza de los asegurados; un pilar para nuestra actividad”.

 

SEIS DÍAS. La clave del CLEAS es la reparación del vehículo del conductor no responsable, quien es atendido por su propia aseguradora, la que luego es compensada por la compañía de quien ocasionó el incidente. Las ventajas para el asegurado son, en primer lugar, la rapidez en la resolución del siniestro: el plazo de respuesta desde la denuncia del choque hasta la aceptación de la responsabilidad es de aproximadamente 45 días según la operatoria tradicional, mientras que CLEAS contesta en seis días o menos. Luego aparecen la confianza y la seguridad de la aseguradora, el hecho de gestionar el siniestro ante la propia compañía sin necesidad de recurrir como tercero damnificado a la del responsable del siniestro y el beneficio de contar con la reparación del vehículo.

Es función del asesor o de la compañía informar al asegurado acerca de los requisitos del sistema: colisión directa entre dos vehículos ocurrida en territorio nacional, ambos automóviles deben estar asegurados en compañías del convenio y la valuación de los daños debe ser menor a los 179 mil pesos. También es importante señalar las exclusiones: no se reparan los daños ajenos a la colisión ni los siniestros con destrucción total, ni tampoco los casos de lesiones.

Por otro lado, hay ciertos vehículos exceptuados, como camiones y ómnibus de más de nueve toneladas, casas rodantes y motos, aunque en el futuro se prevé que podrían incorporarse a la compensación. Lo concreto es que el sistema genera, entre las diez aseguradoras que lo conforman un ahorro promedio superior al 90% en juicios y mediaciones, en tanto que un 94% de los vehículos son reparados y sólo un 6% de los siniestros se indemnizan.

 

CERO JUICIOS. Uno de los puntos más importantes del CLEAS es que cubre dos aspectos clave. Por un lado, es un servicio al cliente, debido a que les permite a los asegurados no sólo controlar cómo les reparan los autos y en qué estado se los entregan, sino también tener un contacto directo con su compañía cuando la responsabilidad es de un tercero. Por otro, en lo que es la construcción económica de la fórmula del pago de siniestros, les permite a las aseguradoras tener control sobre el valor de los módulos, ya que aquéllas que participan del sistema son consultadas por el CESVI para construir dicho valor de manera consensuada.

“En nuestro caso particular, una metodología que nos llevó a adoptar el CLEAS es reparar en lugar de indemnizar, lo cual, entendemos, contribuye a mantener el parque automotor en condiciones razonables. Sucede que ante un choque muchos usuarios estarían dispuestos a cobrar la indemnización y dejar su vehículo sin reparar”, advierte Sebastián Otero, director de Operaciones de QBE Seguros La Buenos Aires. “Hoy –precisa- estamos gestionando a través del sistema cerca de 3.000 casos por mes”.

“La idea es ofrecerles a los asegurados la posibilidad de que sea su propia aseguradora la que les gestione sus siniestros en lugar de tener que ir a reclamar como terceros a la compañía de quien tuvo la culpa en el choque. En nuestro caso, el siniestro es el momento de la verdad en el que materializamos la promesa de marca. Por eso nos resulta fundamental participar del CLEAS; porque es una herramienta que nos permite potenciar esa diferenciación a través del servicio”, explica Martín Casazza, Chief Claims Officer de Zurich Argentina.

En la operatoria de Zurich, por estos días son entre 400 y 500 los casos mensuales que resuelven a partir del CLEAS. “Cada vez son más los clientes que nos agradecen que participemos del sistema. Valoran mucho que seamos nosotros quienes nos hagamos cargo de la reparación de su vehículo y que podamos ofrecerles una experiencia de siniestro diferente. En los casos que gestionamos, el índice de litigiosidad es cercano a cero”, revela Casazza.

 

POR LOS GRANDES. Según la visión de Aiello, el balance de estos diez años de vida del CLEAS es muy positivo, ya que el sistema contó con gran aceptación desde un principio tanto por parte de las aseguradoras como de los clientes finales que se vieron beneficiados. “De a poco fueron mejorando los tiempos de definición de responsabilidades y año tras año aumentaron las tramitaciones. Hoy el sistema está muy consolidado y con beneficios tangibles para las compañías y para los usuarios. Y si tenemos en cuenta que desde su nacimiento el sistema no ha parado de crecer, las perspectivas de cara al futuro son alentadoras; estamos convencidos de que se van a sumar nuevas compañías”, señala.

Por su parte, Flecha agrega: “CLEAS implica confianza, porque es lo que se necesita para que empresas competidoras se unan y compartan información para el bien de todos. Hoy en día somos diez las compañías que ya brindamos un mejor servicio a nuestros clientes y el objetivo es que cada vez se sumen más”.

Otero también se muestra optimista: “Año tras año vamos agregando ventajas al sistema a fin de hacerlo más equitativo para todos los participantes. Por ejemplo, lo más difícil es establecer el costo de reparación promedio. Por eso los módulos se revisan cada tres meses en CESVI, donde cada compañía expone su situación. Lo importante es que el clearing entre lo que cuesta la reparación y lo que se cobra al sistema sea neutro -las compañías no tenemos que ganar plata con esto-. El desafío para el futuro es tratar de incorporar a los grandes jugadores del mercado que hoy no están en el sistema para hacerlo aún más sustentable”.

Casazza coincide en la importancia de una mayor participación: “Esperamos que se incorporen nuevas compañías. Eso ayudaría no sólo a mejorar los resultados técnicos del sector -así se confirma en el caso de Zurich- sino también a seguir reduciendo sensiblemente la litigiosidad del sistema”.

 

Diego Fiorentino

Publicado el 3/8/2017
 
JAVIER FLECHA, DIRECTOR DE OPERACIONES DE MAPFRE
GRATIS EN SU E-MAIL
Suscríbase a la newsletter digital de Revista Estrategas
Reciba en forma gratuita las noticias, informes y alertas de Revista Estrategas en su e-mail. Al hacer click en el siguiente botón, se abrirá una nueva ventana.
ESTRATEGAS: Av. Santa Fé 3996 Piso 13 Of. 113 [C1425BHO] Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Argentina. Tel. 4831-2627
Firenox Internet